*


Marcela Vacarezza

Marcela Vacarezza y el bullying que sufrió su hija: “Da rabia, harta rabia”

La animadora comentó las palabras de su marido, quien en el matinal de CHV contó cómo su hija Florencia había sufrido este tipo de acoso escolar. “Prefiero minimizarlo un poco y pensar que no fue tanto”, dice la rubia.

Por Soledad Reyes

El relato de Rafael Araneda es duro para cualquier padre. Enterarse, después de ocurrido, de cómo tu hija sufrió bullying sin que tú lo supieras, es sin duda una experiencia dolorosa.

Una que el conductor de La Mañana de CHV contó en vivo la semana pasada, donde reveló como su hija Florencia había experimentado este tipo de acoso escolar, por parte de una compañera cuando la familia completa se trasladó a vivir, por algunos meses, a Estados Unidos.

El tema es que, ni Rafael ni su mujer, Marcela Vacarezza, se enteraron jamás del hecho. Situación que la misma rubia comentó a Biut.

“No nos enteramos ninguno de los dos cuando estaba pasando, yo creo que la Flori fue muy fuerte, muy power”, nos comentó la conductora, agregando que “ella nos contó sólo después, cuando ya volvimos. Nunca dijo no quiero ir al colegio o inventó algo para no ir”, nos contó.

Los amo ❤️❤️❤️ @vicente_araneda7 @floaraneda @rafaaraneda @martinaaraneda

Una publicación compartida de Marcela Vacarezza 🍀💕 (@marcelavacarezza_) el

¿Por qué crees que jamás supieron, Marcela?

Mira, yo pienso que, como les dijimos mucho que esto era un proyecto familiar que sabíamos que no iba a ser fácil y estábamos los cinco como familia, que nos teníamos que apoyar, se lo tomó tan en serio que no dejó entrever nada, como para que la nueva experiencia funcionara.

¿Nunca notaron nada extraño?

No, nunca manifestó ni una conducta extraña. De hecho, el colegio era súper raro igual, porque eran 17 alumnos en su curso y ella era la única mujer con esta niñita que le hizo bullying. Por eso, nosotros siempre le decíamos que la invitara, porque era muy amorosa además, pero la Florencia decía ‘no, porque no me manejo bien con el inglés’ y decía ‘prefiero que no, la veo en el colegio’.

¿Qué sentiste cuándo les contó?

Da rabia, harta rabia. A uno le dan ganas de poder haber sabido y haber hecho algo. Tampoco enfrentarla, porque era una niñita que era huérfana de mamá y quizás por eso tenía sus carencias por ese lado, pero quizás si podríamos haberle dado otras herramientas a mi hija, no sé.

¿Sentiste culpa como mamá?

Mira, quizás prefiero minimizarlo un poco y pensar que no fue tanto. Pero uno como papá hay muchas cosas que no ve. Los niños tienen un mundo interior y exterior muy grande, no nos hacen partícipes de todas las cosas y no va a ser la primera vez que no veamos algo. Hay que tratar de estar atentos no más y tener la mejor comunicación posible.

Después de ese episodio, ¿qué piensas hoy?

Lo primero es que la Florencia fue súper valiente y que tuvo las herramientas para salir sola del paso. Y lo otro que no hay que ser ciegos ante las cosas que pasan. Hay que estar pendientes, porque si no pasan las cosas sin mirar.

ANUNCIOS

COMENTAR

Se prohíbe expresamente la reproducción o copia de los contenidos de este sitio sin el expreso consentimiento del Grupo Copesa.